Miércoles de Ceniza: “una persona que no ora es terreno fértil para el demonio”

Al inicio de esta Cuaresma  el Obispo Auxiliar de la Diócesis de San Cristóbal, Mons. Juan Alberto Ayala Ramírez, presidió la Eucaristía del Miércoles de Ceniza en la Iglesia Catedral.

La Eucaristía fue acompañada por los empleados de la Curia Diocesana además de los miembros de la comunidad parroquial, y fue transmitida por los medios de comunicación.

En la homilía el Obispo destacó la necesidad de la oración y la intensidad con que debe practicarse en la Cuaresma.

“Una persona que no ora es difícil que no sufre tentación, una persona que no ora es terreno fértil para el demonio, en cambio una persona que ora cuenta con la ayuda de Dios y siempre saldrá adelante ante cualquier tentación. Tengamos presente que el pecado es un obstáculo que no nos permite acercarnos a Dios. Cómo propósito coloquemos la apertura de corazón al Señor, eso nos hará fuertes y nos apartará del mal”, dijo.

Monseñor Ayala insistió en la necesidad de “acompañar las obras con la oración y la oración con las obras”.

Finalmente se hizo escuchar por los distintos parlantes el audio-mensaje que el Obispo de San Cristóbal, Mons. Mario Moronta, hizo llegar con ocasión del inicio de la Cuaresma, este a su vez dirigió a la Iglesia Particular de San Cristóbal su saludo, cariño y prometió acompañar con su oración, pues su quebranto físico le impidió presidir esta Eucaristía. (Prensa DiócesisSC)

Un comentario sobre «Miércoles de Ceniza: “una persona que no ora es terreno fértil para el demonio”»

  1. Le felicito! Monseñor por su homilía!
    Tan reflexionada -, documentada y, sobre todo iluminada por el Espíritu Santo!
    Dios le bendiga y, conserve en salud para que siga orientándonos, como uno de los pastores de nuestra Diócesis.
    Un abrazo! Se le quiere y recuerda con cariño!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

catorce − 8 =